Un Litro de Luz

A pesar de que en Filipinas el 26,5% de la población vive bajo el umbral de la pobreza, según datos del Banco Mundial, se trata del país asiático con las tarifas más altas de electricidad, con una tasa promedio de 18,1 centavos de dólar estadounidenses por kw/h en las Filipinas. El segundo país asiático con las tarifas eléctricas más altas es Japón con 17,9 centavos de dólar estadounidenses por kw/h, país que sin embargo tiene una renta per cápita 20 veces superior a la filipina. Como resultado tan sólo en el área de Metro Manila más de 3 millones de familias todavía no pueden permitirse instalar electricidad, quedando condenadas a vivir en la semi-oscuridad o usando aparatos de difícil ;mantenimiento y alta peligrosidad.

Gracias a la iniciativa “Isang Litrong Liwanag” ("Un Litro de Luz"), patrocinada por la fundación "My Shelter" (Mi Refugio), en la actualidad cerca de 25.000 hogares en las zonas más pobres de Manila disfrutan casi gratuitamente de iluminación natural. Las botellas de luz proporcionan una innovadora solución de iluminación aprovechando la energía solar y con un costo mínimo, reciclando botellas de refresco de plástico desechadas que se llenan con agua y una pequeña cantidad de lejía, compuesto que posee altas propiedades refractarias. La mitad de la botella se introduce por un agujero hecho a medida en el tejado y mientras la parte superior recibe los rayos del sol, la inferior los refracta en el interior de las viviendas, produciendo durante el día el equivalente de iluminación a una bombilla de 55W. Incluso al caer la noche, si las casas están cerca de algún tipo de iluminación artificial, son capaces de refractar pequeñas cantidades de luz hacia el interior.


Los materiales necesarios para la instalación son una botella de litro de plástico transparente, una hoja de zinc o de fibra de vidrio, agua purificada, cloro o lejia y el aislamiento para fijar la botella en el tejado. Su costo total es de apenas un dólar estadounidense. Hasta la fecha los materiales, el montaje y la colocación de las botellas de luz han sido apoyados por donaciones de empresas como Bosch Philippines, Pepsi-Cola Products Philippines, Inc. y Stream Global Services, entre otras.

La fundación "My Shelter" fue creada por Illac Díaz con el objetivo de implantar un sistema sostenible para generar iniciativas y proyectos generadores de empleo. La fundación patrocina varios proyectos pioneros e de tipo social, con tecnologías innovadores y alternativas en Filipinas, como el dormitorio de Pier One para trabajadores de la mar o la Competición de Diseño contra los Elementos (FECHA). Estas pasadas Navidades la fundación financió parte de la instalación de botellas de luz en Manila ayudada por varias empresas y asociaciones. El aspecto publicitario de la campaña ha sido llevado acabo por la agencia BBDO Guerrero, que aspira a poder transmitir el esperanzador mensaje más allá de las fronteras de Filipinas.

Aunque la iniciativa en la actualidad depende en gran medida de donaciones, el objetivo final es formar a pequeños empresarios con conocimientos técnicos para que puedan instalar por si mismos estas luces ecológicas en viviendas que carecen de conexión a la red eléctrica, a un precio que sea asequible para las familias de bajos recursos económicos, ayudando de esta manera también a generar empleo entre los filipinos de las clases sociales más desfavorecidas. Se estima que para comienzos del 2012 estén iluminadas más de 100.000 casas con estas botellas de luz, y otro millón más para finales de año.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Secciones

Subscriptores

Copyright © 2012 Semanario de Filipinas