La región Asia Oriental-Pacífico crecerá un 8,7 por ciento en 2010

Encabezando la economía mundial, el producto interno bruto (PIB) real de la región Asia Oriental-Pacífico, crecerá al 8,7% en 2010 después de desacelerarse del 8,5% en 2008 al 7,0% en 2009, según un informe publicado por el Banco Mundial (BM).

El texto precisó que el aumento de la zona será casi un punto porcentual por encima del pronosticado a finales de 2009, y advirtió que debe poner en marcha reformas a medio plazo para promover el incremento económico.

De acuerdo con el Banco Mundial la región emerge de la crisis con un déficit manejable y una deuda pública y externa bajas, al tiempo que las medidas de protección social amparan a los pobres de las peores consecuencias de la recesión.

La región Asia Oriental-Pacífico, que lidera la reactivación económica y financiera mundial, puede crecer rápidamente en la próxima década, incluso con una economía global debilitada, precisó el informe, que también destacó la fuerte influencia de China, gracias a la cual la producción regional, las exportaciones y el empleo regresan a los niveles de antes de la crisis. El Banco Mundial predice un crecimiento del 9,5 por ciento para China en 2010, un punto y medio superior al ocho por ciento fijado por el gobierno, lo que significará un reequilibrio de esa economía, explicó el documento.

El jefe economista para Asia Oriental y Pacífico del Banco Mundial, Vikram Nehru, indicó que esa zona deberá a corto plazo retirar cuidadosamente las medidas de estímulo fiscal y regresar a sus programas de reforma estructural para promover el crecimiento a largo plazo.

Respecto a otros países de ingresos medios como Vietnam, Filipinas, Indonesia, Malasia y Tailandia, Nehru señaló que la prioridad es la inversión en capital físico y humano para fomentar la cadena de producción y exportaciones, mientras que las naciones con economías menos desarrolladas, como Camboya o la República Popular de Laos, necesitan centrarse en la producción para formar parte de la red global y regional.

El informe del Banco Mundial también apuntó que es de alta prioridad en la región ocuparse del cambio climático y que deben fortalecerse las medidas de mitigación para mejorar el uso del suelo y del agua, aumentar la eficiencia y conservación de la energía y promover un papel mucho mayor para las fuentes de energía renovable.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Secciones

Subscriptores

Copyright © 2012 Semanario de Filipinas